Cumbres de las Américas: del Panamericanismo al Nuestroamericanismo
Fuente Base: yvke mundial
09/04/2015 09:04


Internacionales

La VII Cumbre de las Américas, a realizarse en la Ciudad de Panamá los próximos 10 y 11 de abril, está precedida por ocho citas previas seis Cumbres ordinarias y dos extraordinarias- en las que se evidenció progresivamente el cambio de paradigma que vive América Latina; descartando el modelo del Panamericanismo encarnado en el Área de Libre Comercio para las Américas (ALCA), y logrando una idea Nuestroamericana que privilegia la unidad de los pueblos y el rechazo al imperialismo.


El proceso de Cumbres fue propuesto por Estados Unidos durante el gobierno de Bill Clinton, a través de la Organización de Estados Americanos (OEA), después del periodo de la Guerra Fría, como una estrategia geopolítica para imponer la hegemonía de esa nación a través de los llamados tratados de libre comercio.

Sin embargo, con el arribo del Comandante Chávez, estas citas, que iniciaron como una reunión de Estados Unidos con los países de su “patio trasero”, se han convertido en un foro para el debate entre iguales, en el que América Latina se ha plantado unida frente a las intenciones de las grandes potencias. De esta manera, estas reuniones pasaron de ser una tribuna para abrazar sin cuestionamientos las imposiciones gringas, para este año recibir a Cuba, acoger la solidaridad indestructible de América Latina con Venezuela, y dar la bienvenida a un nuevo Secretario General de la OEA comprometido abiertamente con la causa de los oprimidos; dejando fuera de la mesa al ALCA, principal -¿o única?- motivación del Gobierno estadounidense al convocar estas Cumbres.

 A continuación una breve cronología de estas ocho reuniones y un pequeño abreboca de la Cumbre de Panamá: 

 Primera Cumbre de las Américas, del 9 al 11 de diciembre de 1994, en Miami, EEUU

Esta Cumbre se realiza meses después de la liberación del Comandante Chávez de la cárcel de Yare, en un año signado por la firma de dos tratados de libre comercio: el de América del Norte entre Canadá, Estados Unidos y México (NAFTA, por sus siglas en inglés) y el de el Grupo de los Tres, entre México, Colombia y Venezuela. Estos dos instrumentos de asociación eran un claro precedente del ALCA, que se pondría sobre la mesa en esta Cumbre de las Américas, que tuvo como tema central el “Pacto para el Desarrollo de la Prosperidad: Democracia, Libre Comercio y Desarrollo Sostenible en las Américas”. Esta reunión puso como fecha topa para la implementación del ALCA al año 2005.

América Latina, sumida en la “larga noche neoliberal”, estuvo representada por baluartes de esta época aciaga como Carlos Ménem y Alberto Fujimori.

Cumbre Extraordinaria de las Américas Sobre Desarrollo Sostenible, del 7 al 8 de diciembre de 1996 en Santa Cruz de la Sierra, Bolivia

Nuevamente Venezuela estuvo representada por el presidente Caldera. La reunión, que fue una iniciativa presentada en Miami por el presidente boliviano Gonzalo Sánchez de Lozada, tuvo como tema central el Desarrollo Sostenible enmarcado en el contexto de desarrollo económico neoliberal.

Segunda Cumbre de las Américas, del 18 y 19 de Abril de 1998 en Santiago de Chile

Nuevamente asistieron los 34 Jefes de Estado y de Gobierno de América del Sur, Centro y Norte, así como de los países del Caribe. Esta Cumbre, que tuvo por lema “Educación: La Clave para el Progreso”, tuvo nuevamente al Presidente Caldera como representante de nuestra Patria.

El verdadero propósito de esta cita fue hacer seguimiento a los avances para la implementación del ALCA.

Dos meses antes de esta reunión internacional, en Chile se había nombrado a Augusto Pinochet “Comandante en Jefe Benemérito del Ejército”, en medio de fuertes protestas populares (para poco después ser arrestado en Londres por crímenes de lesa humanidad). Ese mismo año, en Argentina se privatizaron los aeropuertos y el G7 amplió las atribuciones del Fondo Monetario Internacional. En Venezuela inicia el cambio de época con la elección del Comandante Hugo Chávez como Presidente de la República, el 6 de diciembre.

Tercera Cumbre de las Américas, del 20 al 22 de Abril de 2001 en Quebec, Canadá

Asistieron delegaciones de los 34 países convoicados. El tema central de esta nueva reunión, donde se suscribió Carta Democrática Interamericana, fue “Fortalecer la democracia representativa, promover una eficiente gestión de gobierno y proteger los derechos humanos y las libertades fundamentales”.

Venezuela estuvo representada por Chávez, quien acababa de lograr la promulgación de una nueva constitución que, contrario a estas premisas, tenía como bandera la democracia participativa y protagónica. Así lo hizo saber en la Cumbre y lo dejó asentado en la declaración final.
El Presidente Venezuela hizo constar sus reservas con respecto al ALCA. También lo hizo el Primer Mandatario brasilero de entonces, Fernando Henrique Cardoso.

A esta Cumbre asistió por primera vez el Presidente George Bush, que había tomado poseción en enero. Fernando de la Rúa (Argentina), Ricardo Lagos (Chile), Andrés Pastrana (Colombia), Vicente Fox (México), Mireya Moscoso (Panamá), fueron otros de los presidentes de derecha que estuvieron presentes.

“Allí yo pude conocer la soledad”, narraría Chávez años más tarde en una universidad de Uruguay. “La única mano que se levantó en esa cumbre para decir ‘no’ y pedir que lo dejaran asentado en el documento del ALCA fui yo”, dijo el líder bolivariano.

En Quebec hubo intensas protestas populares. Alrededor de 15 mil personas participaron en la llamada Marcha de los Pueblos, a la que se sumaron ecologistas canadienses, zapatistas mexicanos, indígenas ecuatorianos y anarquistas estadounidenses.

Chávez intentó acercarse a los manifestantes pero la policía local lo impidió. En diarios de muchos países los titulares destacaban: “Hugo Chávez fue la voz disidente en el coro hemisférico”, “Chávez fue la oveja negra en la Cumbre de Quebec”.

Cumbre Extraordinaria de las Américas, 12 y 13 de enero de 2004 en Monterrey, México

“Crecimiento económico con equidad para reducir la pobreza, Desarrollo Social y Gobernabilidad Democrática” fue el tema central de esta cita.

Nuevamente Chávez objetó la política de “integración económica”: “Venezuela se reservó el párrafo relativo al ALCA, por motivos principistas y diferencias profundas acerca del concepto y la filosofía contenidas en el modelo propuesto, así como por el tratamiento dado a las materias específicas y a los plazos establecidos. Ratificamos nuestro compromiso con la consolidación de un bloque regional y de comercio justo, como base para fortalecer los niveles de integración. Este proceso debe considerar las especificidades culturales, sociales y políticas de cada país; la soberanía y constitucionalidad; el nivel y tamaño de sus economías para garantizar un trato justo”, quedó asentado en el documento “en letras chiquiticas”, contó Chávez.

El presidente venezolano propuso la creación de un Fondo Humanitario Internacional (FHI), que fuera creado bajo parámetros distintos al Fondo Monetario Internacional (FMI), igualmente  propuso incluir algunos mecanismos para alimentar los fondos de ese instrumento humanitario, como por ejemplo un porcentaje de la deuda externa de América Latina. Enfatizó: “En combinación eso no va a quebrar a los organismos financieros internacionales lo que los puede quebrar en el mediano plazo es no hacer algo como lo que nosotros estamos planteando porque llegaría el día por este camino en que pudiera haber una implosión que afecte la economía mundial incluso en aras de la estabilidad económica del mundo lo que estamos proponiendo”.

“Bueno, por qué no acordamos dedicar un 10% o un 15 % a un fondo humanitario, pero ya, para atender la emergencia social del continente, a menos que no queramos reconocer la emergencia y entonces estaríamos ciegos ante una realidad que nos va a estremecer”.

Comenzaba a desvanecerse la inminencia de la implementación del ALCA.

Cuarta Cumbre de las Américas, del 4 al 5 de noviembre de 2005 en Mar del Plata, Argentina

 

Esta Cumbre, que tuvo como lema “Crear Trabajo para enfrentar la pobreza y fortalecer la Gobernabilidad Democrática”, marcó un antes y un después en lo que respecta a la unión latinoamericana, encarnada fundamentalmente los presidentes de Venezuela, de Argentina, Nestor Kirchner y de Brasil, Lula Da Silva, quienes dejaron claro su oposición a las propuestas de Bush.

Chávez, junto a los jefes de Estado del Mercosur, dejó expresado que en la Declaración de Mar del Plata se estableciera el compromiso de reanudar las negociaciones de los 34 países para evitar la imposición del ALCA, dejando constancia en la Declaración: “todavía no están dadas las condiciones necesarias para lograr un acuerdo de libre comercio equilibrado y equitativo, con acceso efectivo de los mercados, libre de subsidios y prácticas de comercio distorsivas y que tome en cuenta las necesidades y sensibilidades de todos los socios, así como las diferencias en los niveles de desarrollo y tamaño de las economías”.

“Nosotros hemos venido aquí hoy a muchas cosas, a caminar, a marchar, a saltar, a cantar, a gritar, a luchar, pero entre tantas cosas de las que hoy hemos venido a hacer aquí en Mar del Plata hoy y cada uno de nosotros trajo una pala, una pala de enterrador, porque aquí en Mar del Plata está la tumba del Alca”, afirmó el Comandante, que en su intervención, también llamó a la unidad suramericana para seguir luchando por hacer frente a la doctrina imperialista y lograr enterrar también al capitalismo.

En Mar de Plata el líder revolucionario planteó impulsar en la región la hoy Alianza Bolivariana para los Pueblos de Nuestra América (ALBA) -que había nacido en 2004- como alternativa al ALCA.

Incidió en la creación del mecanismo de cooperación energética PETROCARIBE en 2006 y de la Unión de Naciones Suramericanas (UNASUR), en 2008, como un espacio de integración y unión en lo cultural, social, económico y político.

Además de Chávez, en la Cumbre de los Pueblos acapararon la atención Evo Morales (quien en ese momento era un aspirante a la presidencia de Bolivia), Adolfo Pérez Esquivel, Diego Armando Maradona y el cineasta Emir Kusturica. En el acto de cierre, en la cumbre en el Estadio Mundialista de Mar del Plata, Chávez pronunciaría la sentencia final: “ALCA al carajo”.

“Recuerdo a Néstor gigante, aquel hombre se agigantó ante nosotros allá, en Mar del Plata. Delante de Bush yo recuerdo una frase que dijo” cuenta Hugo Chavez respecto a la Cumbre. “Aquí no vengan a patotearnos”, le dijo Kirchner al presidente gringo.

Quinta Cumbre de las Américas, del 17 al 19 de Abril de 2009 en Puerto España, Trinidad y Tobago

“Asegurar el futuro de nuestros ciudadanos promoviendo la prosperidad humana, la seguridad energética y la sostenibilidad ambiental” fue el tema central de esta reunión, que marcó el debut de Barack Obama en representación de los Estados Unidos. El Alca ya era una idea descartada, en un continente con más gobiernos nacionalistas.

Asistieron Cristina Fernández de Kirchner, Evo Morales, Lula Da Silva, Rafael Correa, Manuel Zelaya, Daniel Ortega, Fernando Lugo y Tabaré Vasquez. Venezuela ya no estaba sola y Chávez ya no estaba solo.

Los países del Alba no firmaron la declaración final por considerar que dicho documento no daba respuesta al tema de la crisis económica global. Esto había sido acordado días antes en una reunión multilateral previa a la Cumbre, realizada en Cumaná. A esta reunión previa también asistió Raúl Castro.

En la Cumbre de Trinidad hubo dos encuentros entre Chávez y Obama. En el primero, el líder bolivariano le dijo: “Con esta misma mano hace ocho años yo saludé a Bush. Hoy quiero ser tu amigo”. En el segundo, al día siguiente, el presidente venezolano obsequió al estadounidense el libro “Las Venas Abiertas de América Latina” de Eduardo Galeano. El libro se convirtió de la noche a la mañana en un bestseller, tanto en su edición en español como en inglés. Ambos encuentros fueron cordiales y distendidos.

Sexta Cumbre de las Américas, del 9 al 15 de Abril 2012 en Cartagena de Indias, Colombia

“Integración de la infraestructura física en las Américas, pobreza, desigualdad e inequidad, reducción y gestión del riesgo de desastres acceso y uso de las tecnologías de la información y las comunicaciones seguridad ciudadana y delincuencia organizada transnacional” fue el lema de esta Cumbre, a la que no pudo asistir el Comandante Chávez, quien fue representado por el entonces Canciller Nicolás Maduro.

Tampoco asistieron Rafael Correa ni Daniel Ortega, en reclamo por la inasistencia de Cuba.

No hubo Declaración final debido a que no existió el consenso en varios temas, igualmente Estados Unidos vetó los párrafos sobre la incorporación de Cuba en la VII Cumbre. Este Veto de EEUU fue rechazado por 32 Jefes de Estado de América Latina y el Caribe.

El Canciller Nicolás Maduro expresó como uno de los logros principales de la VI Cumbre de las Américas el haber conseguido el consenso de toda América Latina y el Caribe, ratificando el apoyo y la hermandad con la República de Cuba para lograr su incorporación en la VII Cumbre, logro que se materializa en la próxima Cumbre de Panamá.

Los mandatarios participantes coincidieron en que el gran logro de la cumbre fue “la reconstrucción de la confianza” con Estados Unidos perdida durante la etapa de Bush. Ante las numerosas críticas por la ausencia de Cuba, Obama anunció “un nuevo comienzo” con la isla y admitió errores de su país en el pasado.

Séptima Cumbre de las Américas, del 10 al 11 de abril en Ciudad de Panamá, Panamá

Esta histórica reunión será la primera que contará con la presencia de los 35 jefes de Estado y de Gobierno de América y el Caribe, con la asistencia de Cuba. Inicialmente este sería el tema que ocuparía a la Cumbre, en un ambiente de distención con los EEUU.

Sin embargo, el tono de la reunión tomó otros rumbos luego de que el 9 de marzo pasado Obama firmara una orden ejecutiva que califica a Venezuela como una amenaza para su seguridad. La solidaridad mostrada por todos los países de América Latina indican que este tema será el que acapare la cita de los presidentes. La resulta de las discusiones en torno a estos dos temas develarán los verdaderos colores del “nuevo comienzo” de Obama.

 


Nombre:


Ubicación:


Email (no será publicado):


Comentario:

Los comentarios expresados en esta página sólo representan la opinión de las personas que los emiten. Este sitio no se hace responsable por los mismos y se reserva el derecho de publicación.
Aquellos comentarios que sean denigrantes, ofensivos, difamatorios, que estén fuera de contexto y/o que atenten contra la dignidad de una persona o grupo social, este sitio se reservará el derecho de su publicación. Recuerde ser breve y conciso en sus planteamientos. 

Enviar Comentario